lunes, 14 de enero de 2013

El lector tardará en superar algo tan potente, árido, rudo y a la vez literario.



Siempre es un placer descubrir un libro con alma y este la tiene, vaya si la tiene.

Aprovecho la oportunidad para felicitar a Seix Barral por el trabajo que están haciendo últimamente. Seix Barral se está convirtiendo de nuevo en una mina de buenas lecturas, cosa que nos encanta a los libreros que todavía leemos.

Intemperie por JesúsCarrasco, Seix Barral

Una novela escrita a navaja, en la que sus personajes están alienados de la sociedad, de la familia, en la que no caben las florituras descriptivas, pero sí verbales. Una novela que mantiene una tensión hipnótica, embriagadora, llena de recuerdos de las visitas veraniegas al pueblo o a la memoria de la infancia y juventud de nuestros abuelos.
Este libro no es apto para todos los lectores, no se puede recomendar ya que hay que encontrarlo, tiene que elegir a su lector, alguien muy leído, que no busca un best seller o una novela cálida en la cual su protagonista te pasea por veredas y andanadas. Este libro contiene la esencia perdida de la escritura, esa que consigue sutilmente calar en los huesos del lector y modificar el alma de quien se atrevió a cruzar el umbral de la primera página.
El lector tardará en superar algo tan potente, árido, rudo y a la vez literario.

El pasado mes de octubre recibí un sobre a mi atención con la copia de un manuscrito. Era de un autor novel que había causado gran revuelo en la editorial y del que se esperan grandes éxitos en todo el mundo. Algo tan improbable me causó risa, ya que sucede en muy pocas ocasiones, aunque también ocurre en pocas ocasiones que desde Seix Barral envíen la copia del manuscrito en lugar de una preedición del libro, así que me puse a leer..., y me gustó, vaya si me gustó. Para describir un libro y que la gente me entienda suelo utilizar “una batidora”, un lugar donde se meten varios escritores similares al leído para poder apoyar mejor la descripción o crítica de lo que cuentan sus páginas. Dentro de mi batidora, después de haber leído Intemperie de Jesús Carrasco, metería a Ricardo Menéndez Salmón, a Erri de Luca, a Luis Rodríguez (otro autor novel que se las trae y que su primer libro se publicó en KRK), a Antonio Machado, a Miguel Delíbes (salvando las distancias) y a Emilio Bueso o David Montagudo estos últimos no tienen nada que ver con Intemperie, pero mientras leía esta historia esperaba un giro hacia lo fantástico o apocalíptico, porque algo tan puro era imposible.

Señoras y Señores, lean Intemperie.

No hay comentarios:

Una música prodigiosa de Mitch Albom. Maeva

Cómpralo aquí Mitch Albom se ha inspirado en el músico español nacido en Villarreal, (Castellón), Francisco Tárrega. El compositor...